Los eruditos á la violeta

Portada
 

Comentarios de la gente - Escribir un comentario

No encontramos ningún comentario en los lugares habituales.

Otras ediciones - Ver todas

Términos y frases comunes

Pasajes populares

Página 149 - Ses superbes coursiers, qu'on voyait autrefois Pleins d'une ardeur si noble obéir à sa voix, L'œil morne maintenant et la tête baissée, Semblaient se conformer à sa triste pensée. Un effroyable cri, sorti du fond des flots...
Página 26 - Llevó tras sí los pámpanos otubre, y con las grandes lluvias insolente, no sufre Ibero márgenes ni puente, mas antes los vecinos campos cubre. Moncayo, como suele, ya descubre coronada de nieve la alta frente ; y el sol apenas vemos en Oriente, cuando la opaca tierra nos lo encubre. Sienten el mar y selvas ya la saña del Aquilón, y encierra su bramido gente en el puerto y gente en la cabana.
Página 27 - ... con tan grave dolor representadas ? Pues en un hora junto me llevastes todo el bien que por términos me distes, llevadme junto el mal que me dexastes.
Página 112 - Hos ego versiculos feci, tulit alter honores : Sic vos non vobis nidificatis aves ; Sic vos non vobis vellera fertis oves ; Sic vos non vobis mellificatis apes ; Sic vos non vobis fertis aratra boves.
Página 3 - Ni nuestra era ni nuestra patria está libre de estos pseudoeruditos (si se me permite esta voz). A ellos va dirigido este papel irónico, con el fin de que los ignorantes no los confundan con los verdaderos sabios, en desprecio y atraso de las ciencias, atribuyendo a la esencia de una Facultad las ridiculas ideas que dan de ella los que pretenden poseerla, cuando apenas han saludado sus principios.
Página 1 - Los eruditos a la violeta, o curso completo de todas las ciencias, dividido en siete lecciones para los siete días de la semana, con el suplemento de éste. Compuesto por don Joseph Vázquez, quien lo publica en obsequio de los que pretenden saber mucho, estudiando poco.
Página ii - ... perniciosas costumbres; si en otros escritos lució siempre el ingenio, la gracia y la delicada ironía para corregir las preocupaciones dominantes en su tiempo, -en sus poesías se vió renacer el gusto anacreóntico de Villegas, la ternura de Garcilaso, la sublimidad de Herrera y la agudeza satírica de Quevedo y de Góngora. A dotes tan singulares unió Cadalso un carácter franco y afable, un...
Página x - Melendez confesaba sinceramente cuanto debia á la compañía, trato y documentos de Cadalso , sin los cuales acaso hubiera seguido el mal gusto de otros copleros y versificadores despreciables. Los que sepan apreciar el sublime mérito de Melendez, y conozcan que ha fijado en la poesía castellana una nueva época por el fondo de doctrina , por el carácter ameno y agradable , por los principios y estudio de la naturaleza , y cuanto va influyendo en los poetas de nuestra edad, podrán calificar...
Página 149 - Un effroyable cri, sorti du fond des flots, Des airs en ce moment a troublé le repos ; Et du sein de la terre une voix formidable Répond en gémissant à ce cri redoutable.
Página 26 - Llevó tras sí los pámpanos octubre, Y con las grandes lluvias insolente, No sufre Ibero márgenes ni puente, Mas antes los vecinos campos cubre. Moncayo, como suele, ya descubre Coronada de nieve la alta frente; Y el Sol apenas vemos en oriente, Cuando la opaca tierra nos lo encubre. Sienten el mar y selvas ya la saña Del Aquilón, y encierra su bramido Gente en el puerto y gente en la cabana.

Información bibliográfica